Home Opinión Columnas Te he puesto de atalaya
  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size
Search

elisleño.com - El diario de San Andrés y Providencia.

JA slide show
 

banner_Welcomw6622.jpg

Te he puesto de atalaya

Correo Imprimir PDF

SANABRIA.OBISPOLa liturgia es un espacio sagrado, para el encuentro con nuestro Amado. El Domingo es el día especial del encuentro con Jesucristo, en el que además de alimentarnos, nos instruye. Hoy aparece un tema que es de muchísima utilidad y de gran urgencia en la vida de una comunidad cristiana, se trata de la corrección fraterna.

El profeta Ezequiel utiliza una expresión muy interesante. “A ti, hijo de Adán, te he puesto de atalaya en la casa de Israel y oirás la palabra de mi boca, y los amonestarás de mi parte" (Ez 33, 7).

En el Antiguo Testamento el atalaya era el profeta, cuya misión era instar al pueblo de Dios a vivir con fidelidad y advertirle de los peligros que implicaba alejarse del Señor y hacer el mal. Si un profeta no advertía a los demás como Dios le había encomendado, su propia vida corría peligro, y se le haría responsable del pecado del pueblo. En el Nuevo Testamento, la misión de ser atalaya se amplía a todos los cristianos. Jesús exige de manera terminante: “Si tu hermano peca, repréndelo” (Mt 18. 15).

Escuchemos al lápiz y al borrador entre quienes se establece un diálogo que pareciera simple, pero es aleccionador.
- Lápiz: “Lo siento”.
- Borrador: “¿Por qué?”
- Lápiz: “Lamento que te lastimes por mi culpa. Cada vez que cometo un error, estás ahí para borrarlo; sin embargo, cuando haces que mis errores desaparezcan, pierdes una parte de ti y te haces cada vez más pequeño”.
- Borrador: “Eso es cierto, pero no me importa. Ya ves, estoy hecho para hacer esto. Me hicieron para ayudarte cada vez que haces algo mal, aunque algún día me iré. En realidad, estoy feliz con mi trabajo; así que por favor deja de preocuparte, no puedo ser feliz si tú estás triste.

Borrador y el lápiz que iban todo en uno, han hecho parte de nuestro proceso de aprendizaje, ahora sirven de imagen sugestiva para la corrección fraterna. Todos hemos escrito páginas muy bellas de nuestra vida, pero también otras manchadas y con errores que deben ser corregidas. De la Palabra de Dios de este domingo saquemos algunas convicciones espirituales de la corrección fraterna.

Primera convicción, tenemos hermanos que caminan a nuestro lado. No somos huérfanos. Esa relación entre lápiz y borrador es la que debe establecerse entre los hermanos de fe. Somos responsables de los hermanos; el otro me pertenece. Dice el profeta Ezequiel “Si yo digo al malvado: "¡Malvado, eres reo de muerte!", y tú no hablas, poniendo en guardia al malvado para que cambie de conducta, el malvado morirá por su culpa, pero a ti te pediré cuenta de su sangre” (Ez 33, 8). Ser Iglesia y ser comunidad quiere decir que somos corresponsables de la salvación los demás. No somos creyentes individuales, somos comunidad. Algunas veces ayudamos a borrar equivocaciones ajenas; otras veces, otros borran las nuestras. La corrección se da y se recibe.

Segunda convicción, la corrección es signo de amor. Dice san Pablo: “A nadie le deban más que amor, porque el que ama a su prójimo tiene cumplido el resto de la ley.” (Rom 13, 8). Más allá de que la corrección fraterna sea una obligación, es un acto de amor; si amamos tanto a nuestro hermano, ¿dejaríamos que camine hacia el precipicio? Dios nos ha creado por amor y este mismo amor nos sostiene en todos los avatares de la vida. Qué lindas son las palabras del borrador: Me hicieron para ayudarte cada vez que haces algo mal, aunque algún día me iré. En realidad, estoy feliz con mi trabajo; así que por favor deja de preocuparte, no puedo ser feliz si tú estás triste.

Tercera convicción, somos borrador, no resaltador. El borrador, borra, el resaltador, hace visible. “Si tu hermano peca, repréndelo a solas entre los dos”. Para ayudar de verdad a un hermano que se equivoca se necesita la confidencialidad. Se comienza por hablar directamente con él, pero a esto hay que sumarle el secreto, para asegurar que el pecado quede entre las dos. Si el hermano corrige, la situación termina y sólo ustedes dos saben de lo sucedido, y evitaremos que el hermano quede hundido en un mar de chisme o difamación.

Cuarta convicción, cuando mi borrador se acaba, hay que echar mano de otros borradores. “Si no te hace caso, llama a otro o a otros dos”. En ciertas ocasiones, para rescatar a un hermano hay que buscar amigos que ayuden. Pero es bueno utilizar la vía de la amistad, porque entre amigos es más fácil ayudarse; lo que normalmente buscamos es a alguien que tenga más autoridad para reprenderlo. Los amigos de verdad aparecen para rescatar.

Quinta convicción, la comunidad de fe debe especializarse en rescatar. “Si no les hace caso, díselo a la comunidad”. Los hermanos de fe deben abrigar y no dar por perdido a un hermano. La madurez de un grupo de hermanos en la fe se comprueba cuando valoran a todos sus integrantes. Los hermanos son los que unen fuerzas para recatar corregir al hermano perdido.

Sexta convicción, se requiere la fuerza de la oración. “si dos de ustedes se ponen de acuerdo en la tierra para pedir algo, se lo dará mi Padre del cielo” (Mt 18, 19). Nuestro hermano es muy importante y merece que tomemos tiempo preparando, en oración, lo que vamos a decirle. La corrección fraterna requiere pedir ayuda al Espíritu Santo. Antes de hacer la corrección conviene orar con el salmo 94 “Ojalá escuchen hoy la voz del Señor: No endurezcan su corazón”. Recordemos que nadie se convierte por nuestros esfuerzos, es el Espíritu Santo que mueve los corazones de los hombres.

No olvidemos esto: Te he puesto de centinela. Cada vez que algún hermano comete un error, estamos ahí para borrarlo; sin embargo, cuando hacemos que sus errores desaparezcan, perdemos una parte de nosotros y nos hacemos cada vez más pequeños, pero solo así rescataremos al hermano.

 

Welcome Caribe

Elisleno207-1.jpg

Welcome_213_-_1.jpg

BANNER-LATERAL-WELCOME.jpg

Indicadores Economicos

Translate this page

Síganos en Facebook

Descarga Firefox


CASABLANCA.CUADRADO

RM____EL_ISLEÑO.png

 BANCO_REPUBLICA_ssdadfARCHIVO.jpg

Banner_skechers.jpg

DoIt.jpg

TRASH_BUSTERS.jpg

SOPESA.BANNER.NUEVO01.jpeg

GESA NIFF02