Home Opinión Columnas Buceo: borrando con el codo, lo escrito con la mano
  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size
Search

elisleño.com - El diario de San Andrés y Providencia.

JA slide show
 

ISLENO2

Buceo: borrando con el codo, lo escrito con la mano

Correo Imprimir PDF

JORGE.SANCHEZGracias a los atributos de tener un mar bajo en corrientes, de agradable temperatura, cristalino y con gran diversidad biológica, el buceo recreativo podría jalonar un turismo de calidad en San Andrés. No obstante estas bondades el factor humano, un bajo nivel de madurez empresarial y el contrapeso del turismo ‘de masas’, están marcando el rumbo hacia lo no sostenible.

Una rápida mirada a la lista de antecedentes, nos lleva desde la creación de las Áreas Marinas Protegidas (hoy: Distrito de Manejo Integrado) y a un abanico de 46 diferentes sitios dónde elegir para practicar buceo, hasta la reciente estructuración del núcleo del buceo ‘Dive San Andrés Island’.

Lo anterior, pasando por la adquisición de la cámara hiperbárica; estructuras de amoblamiento en El Faro, Bajo Tranquilo, Big Mama, Nirvana, West Point, como sitios de buceo de orilla; y la respuesta como gremio, a acciones tendientes a la restauración ecosistémica; además de capacitaciones para potenciar la oferta comercial hacia lo que debe ser: una actividad turística generadora de progreso para la región.

A pesar de la inversión y los esfuerzos tanto del gobierno nacional como local, y de algunos empresarios en términos de desarrollo sostenible, la actividad del buceo pasó de ser unas de las puntas de lanza del desarrollo turístico a formar parte de una larga lista de ‘tours de San Andrés más barato’; lo que tendrá un alto costo en deterioro, asociado a tres factores determinantes: lo social, ambiental y del turismo en sí mismo.

La situación está polarizada entre dos líneas: una que pretende preservación y beneficio social; otra, que demuestra un desmesurado desgaste del medio ambiente a un bajo precio, como se puede observar por ejemplo, en el emblemático sitio de buceo llamado ‘El Faro’.

Invito al lector a analizar las circunstancias actuales:

Sostenibilidad

Para finales del 2015, se contaba con precios estables de 180 mil pesos en promedio (80 dólares) por operación; 14 centros de buceo debidamente constituidos y un número estimado de 45 profesionales de agencias certificadoras reconocidas por la World Recreational Scuba Training Council (WRSTC)1, que como organización mundial “está dedicada a la seguridad mundial del público de buceo recreativo (…) para abordar cuestiones regulatorias locales y nacionales”.

Sin embargo, y aún sin terminar el 2018, un operador recibe por la misma actividad unos 80 mil pesos (29.50 dólares); subió a 32 el número de establecimientos, algunos de ellos invisibles para las autoridades locales; y hay aproximadamente 90 guías submarinos.

‘Libertad de precios’ dirán algunos, y razón tendrían si pudieran mantener el valor sin cambiar las condiciones del servicio que prestan, en términos de seguridad del buzo participante y preservación del medio ambiente.

Seguridad

La seguridad se cumple ateniéndose a los estándares de estricto cumplimiento, en especial cuando se trata de primeras prácticas de buceo. Allí es cuando, por lógica, el ‘deber ser’ del empresario es respetar la relación ‘participantes’ versus  ‘profesional’, que es de máximo cuatro a uno.

No obstante la realidad es otra; para bajar precio se han visto hasta 17 principiantes en una operación con un sólo guía ‘certificado’; proporción que viola los derechos del consumidor, al no cumplir con la normatividad del servicio.

Eso comprueba la teoría que en términos de buceo más barato, “lo primero que se le deja de ofrecer es la seguridad”; representada también en mantenimiento, rotación de equipos y responsabilidad del profesional que atiende.

Para seguir restando al tema de seguridad, la cámara hiperbárica ubicada en el hospital departamental –necesaria para atender accidentes de buceo–, se encuentra fuera de servicio hace más de un año, por razones aún no aclaradas.

Y como broche de oro, a pesar de que la red mundial de seguridad del buceo ‘Diver Alert Network’ envió desde junio del 2017, varias unidades de primeros auxilios para ser usadas por los centros de buceo, éstas aún se encuentran en status quo jurídico, sin ser entregadas a los respectivos operadores, que realizaron una rigurosa capacitación para su manejo.

Medio ambiente

En términos ambientales la situación no es halagüeña, puesto que a pesar de existir un ‘Manual de Buen Uso’, donde claramente se expresa la necesidad de realizar buenas prácticas de buceo y evitar el sobreuso en los ecosistemas marinos, esto se ha quedado en letra muerta.

La concentración de buzos en El Faro y El Nirvana, en especial con principiantes, es demasiado alta para un ecosistema tan delicado como el coralino, que ya da muestra de muerte o daño severo.

Igual deterioro muestra el amoblamiento de superficie en El Faro, El Barco Hundido y West Point, estropeados por el viento del Norte a finales del año pasado.

Ahora bien, estaría abierta la posibilidad de fortalecimiento empresarial por medio de capacitaciones dirigidas por el SENA en asocio con Corporación Ambiental Coralina; opción que es participativa e incluyente, que equilibraría las debilidades y fortalecería el sector. Sin embargo…

Gobernabilidad

En el tema del mar, se presentan las mismas situaciones de desorden que se observan en tierra firme actualmente, con una gran diferencia: sólo son visibles para quienes allí se encuentran.

Estimado lector: sin pretender que unas pocas palabras sean un diagnóstico global del sector, se encuentran claras deficiencias en los cuatro pilares descritos anteriormente.

Cuando se trata de mantener vigente una actividad turística, que sea satisfactoria para el usuario, y a la vez rentable, sostenible, y acorde con los reglamentos locales, nacionales e internacionales, es necesario tener un franco diálogo con las autoridades regentes y los espacios adecuados, para la construcción de lineamientos claros y específicos de políticas públicas.

Debemos saber qué tenemos, qué queremos y qué debemos hacer para lograrlo.   ¡Manos a la obra

1https://wrstc.com/news/

 


Add this to your website
 

Translate this page

Welcome Caribe

RADIO

WI.169.2

WI.169

W146

WR

IDEAM

 

Indicadores Economicos

Síganos en Facebook

Descarga Firefox


JUANCHOGONZALEZ5

CHICKEN.HOUSE22

CONTRUMUNDO3

BANNER.FAGAR

CAJASAI.OFERTA

SOPESA.2

HURACANES1.gif

HOTEL.DORADO

SEA WHA COFFE

PRESIDENT2

DECAMERON

TRASH BUSTERS

OVER.RECEP

CINE0310

PELICANO